DISPAREN CONTRA EL FA




El Semanario Voces entrevistó a Eduardo Vaz, al que definen como “una de las caras visibles de las Redes”, profesor de matemáticas y “un agudo analista de la realidad”. También dicen que, “su pasado de militancia comunista le ha dejado la impronta del análisis marxista, que utiliza como un método para ver el mundo”.
Por más que leímos y releímos la entrevista, no encontramos ningún elemento que nos haga pensar en que Vaz esté analizando la realidad con un método marxista. Entre otras cosas, porque lo que trasluce su forma de pensar es una negación de la capacidad del ser humano de modificar la realidad, negando la potencialidad transformadora del materialismo dialéctico. El materialismo histórico es ante todo un método de análisis y de transformación de la realidad social, no un instrumento para comprenderla y ver como nos adaptamos a ella.
SIEMPRE SUCEDIÓ ASÍ
Dice por ejemplo Vaz -refiriéndose al proceso reciente del proyecto interpretativo de la ley de impunidad-: “Parece que en la izquierda existe un pensamiento mágico, casi infantil, porque después que el presidente en un país como Uruguay dice que esto no va, pensar que va a salir es desconocer toda la historia política uruguaya”. Según el análisis “marxista” de Vaz, si el Frente Amplio elabora una estrategia (conjuntamente con el Poder Ejecutivo, digámoslo de paso), la sigue fielmente, y cuando está a punto de culminar el proceso viene el presidente y dice “esto no va”, entonces hay que hacer lo que ordena el presidente. ¿Por qué? Muy sencillo, porque así ha sido durante toda la historia de la política uruguaya; punto. Marxismo puro y duro.
No son estas las únicas cosas que hay que aceptar como son. Vaz nos dice por ejemplo: “Hay un reportaje a Jorge Saravia en Brecha, donde este afirma que si los dirigentes del Frente no entienden que ellos son blancos y que hicieron un acuerdo con Mujica para un proyecto de país para esta etapa, que no son izquierdistas fundacionales, sino que siguen siendo blancos, es porque no entienden nada”. Entonces al parecer todo el FA debería hacer lo que dispone Saravia, porque hizo un acuerdo con el presidente. No importa si eso va contra el proyecto histórico del FA, no importa incluso si lo que quiere Saravia va contra lo que estableció el FA en su programa. Para Vaz “Hay un núcleo ideológico que intenta aferrarse a una concepción del pasado que fue superada por la historia”. Lo nuevo es lo de Saravia, y el problema es ese núcleo ideológico, eso es lo que frena el desarrollo del FA.
Este seguidismo a lo que dicen o mandan los líderes, o los jefes, no solo se manifiesta aquí, sino que más adelante Vaz lo expone en una forma aún más contundente: El entrevistador dice: “En el período pasado todos nos quejamos de que no se le dio bola a la fuerza política, que era un apéndice de Tabaré. Ahora se le trata de dar participación y se arma este lío” (le faltó decir: para que no se arme lío lo mejor es no darle participación a la fuerza política). Y Vaz responde: “Los líderes del Frente Amplio, sobre todo Mujica y Tabaré no lo son por designio divino, es por la capacidad que tienen de hacer política. ¿Y Tabaré como resolvió el asunto? Poniendo a los jefes en el gabinete y esa era la verdadera mesa política del Frente Amplio. Los pesos pesados de la izquierda, los que cortaban el bacalao, los que lo cortan siempre, estaban en la misma mesa con Tabaré Vázquez. Resolvió la conducción del ejecutivo y de la fuerza política en la misma reunión, era fantástico aquello. Tabaré lo tenía muy claro, la orgánica del Frente Amplio era imposible que resolviera la política gubernamental y se aseguró el mando político teniendo a los jefes consigo”. Esta es la solución fantástica para Vaz. Un lugar en donde estén los jefes, los que cortan el bacalao, junto al gobierno, decidiendo, y sin una molesta fuerza política que se inmiscuya en lo que no le corresponde. Claro, esto seguramente haría desaparecer al Frente Amplio como tal, y uno se pregunta como harán esos jefes para volver a ser gobierno sin una fuerza política que los respalde. Pero Vaz tiene la solución: una agencia publicitaria y las redes.
NOSOTROS SOMOS LA SOLUCIÓN
Para este “agudo analista de la realidad”, “El Frente Amplio como herramienta mostró todo su potencial y ahora está mostrando ser el principal freno a un proyecto progresista y de izquierda en el Uruguay”. Y solo se salvan dos cosas: “Hay que ver los hitos que nos marcan, el congreso del Frente, las elecciones, la pobrísima campaña electoral. ¿Donde estuvieron los dos grandes aportes? En la publicidad que hizo una empresa y en las redes. La estructura quedó totalmente al margen”.
Es decir, desde el año 2008 los únicos grandes aportes en lo que tiene que ver con el FA, fueron una empresa publicitaria y las redes. Claro, a su “agudo análisis” le faltan algunos elementos que quizás no aporten mucho, pero que convendría al menos mencionar. Este hombre desconoce por completo cualquier cosa que no sea un banderazo, esto es, desconoce que hubo miles y miles de militantes repartiendo volantes y folletos, hablando con la gente, pintando muros, pegando afiches, pero además organizando todo lo que tiene que ver con la participación concreta en el acto eleccionario, con sus delegados circuitales y generales, con el apoyo logístico desde los Comités de Base, organizando el transporte y la alimentación de los delegados y de quienes atienden las mesas repartiendo las listas, etc. Más allá de eso (que obviamente no lo hicieron ni las redes ni la empresa publicitaria), desconoce cualquier otra cosa que haga la estructura orgánica del FA. Como Vaz ve el mundo a través de una computadora, solo ve lo que hacen las redes. Entonces dice por ejemplo que lo de las redes “Es un camino y en nuestro país mostró su potencial en la campaña electoral. Y no solo ahí, porque hizo un festejo en la rambla por los cuarenta años con miles de personas en la calle, mientras el Frente organizó una reunión cerrada en el Parlamento”. Vaz ni se enteró de los cientos de festejos de todo tipo y color que se hicieron a lo largo y ancho del país (y en el exterior) por parte de los Comités de Base, Coordinadoras y Departamentales del FA. Claro, lo que no pasa por su computadora no existe.
NI TANTO NI TAN POCO
Y hay algunos datos que también hay que poner en el análisis. Por ejemplo, que las redes comenzaron a aparecer sobre fines del año 2004, con el Proyecto Miramar (un grupo de amigos que se reunía en una casa), como lo ha señalado el propio Vaz en entrevistas anteriores. Quiere decir que el Frente Amplio triunfó en las elecciones de 2004, por primera vez en la historia, en primera vuelta y con mayoría absoluta en el Parlamento, sin la más minima participación de las Redes. Ahora bien, reconocemos el aporte de las éstas en las últimas campañas (no vamos a hacer lo mismo que hace Vaz), pero haciendo algunas precisiones. En las internas de 2009 las redes participaron, y sin embargo, fue la peor votación que tuvo el FA desde que éstas se realizan. Las redes también participaron en las elecciones de octubre, en donde fueron la vedette de la campaña, con el banderazo y todo lo demás, pese a lo cual tampoco pudimos ganar en primera vuelta como nos habíamos propuesto (y como habíamos logrado en 2004 sin las redes), y no pudieron evitar que perdiéramos dos diputados. Las redes volvieron a tener una activa participación en la campaña de mayo -en Canelones, integraron hasta el comando más cercano a los candidatos (y esto también lo desconoce Vaz, que dice en la entrevista: “Acá no logramos nunca que se reuniera nadie con las redes formalmente”-y sin embargo perdimos cuatro intendencias y en Canelones bajamos la votación. De manera que ni tanto ni tan poco. Pero hay que tener en cuenta también que así como algunas redes actuaron con una actitud frenteamplista y trabajaron por el triunfo del FA (con relativo éxito, como vimos), otras redes hicieron exactamente lo opuesto, y trabajaron por el voto en blanco. Vaz por cierto que niega esto. Lo que pasa que Vaz es un ignorante de muchas cosas, y dice por ejemplo: “Tenemos un lujo con Canzani…, uno de los grandes cientistas sociales de este país. ¿Qué importa lo que dice Canzani? Nadie le pregunta nada”. Y claro…como es un ignorante no sabe que Agustín Canzani no solo es consultado, sino que está comprometido con la Comisión de Programa del FA de Canelones, compromiso que incluye a la Fundación Líber Seregni.
Son muchas las cosas que habría que decir sobre la nota de VOCES, pero no quiero dejar de mencionar el pobrísimo nivel de los entrevistadores, que más que preguntar parecen inducir constantemente al entrevistado a responder lo que ellos quieren. Preguntas como: "¿Hay una casta burocrática de izquierda enquistada en el Frente?" O la otra: "¿Cómo se llega a esto? Da la impresión que quedamos prisioneros de Puig, el PVP y tres gatos", más que preguntas son afirmaciones que esperan una confirmación por parte del entrevistado. Es el aporte que parece que tienen para hacer estos compañeros. Además del título de la nota: “El Frente es el principal freno a un proyecto de izquierda”.

Comentarios

Entradas populares de este blog

CORRUPCIÓN Y PARTIDOS (publicado hoy en Semanario VOCES)

IMPUNES IMPARTIENDO VALORES (como el Uruguay no hay)

CERO AUTOCRÍTICA